Neumas 0 y 1

La  expresión paralela, no sincronizada, del gesto del habla como imagen y sonido, encuentra sus primeros pasos en la serie de performances “Neumas”.  Neuma (espíritu, soplo, respiración) hace referencia a una protoescritura musical empleada entre los siglos IX y XIII: una representación no tanto de la altura de los sonidos, sino de la gestualidad del canto traducida a figura. Estos grafismos, como recursos nemotécnicos,  permitían una entonación colectiva que daba lugar a un canto coral. Esta relación entre la forma del gesto impreciso y su expresión sonora, es el punto de partida de esta serie, en las que el balbuceo no es sólo entendido como un camino de aproximación al habla, sino que se manifiesta como una expresión propia que apela a una capacidad comunicativa primigenia del encuentro del otro a través de la voz.

 

“Neumas I” comienza con dos tornos de madera en los que modelamos, asistidos por una tarraja como patrón, dos rostros radiales cuyas sombras se proyectan enfrentadas sobre la pared. Comenzamos a dar forma a sus labios modelando a la vez que giramos las dos cabezas de barro. Ambas sombras inician un dialogo a través del gesto. Antes de que puedan llegar a concretarse las palabras, se cambian los tornos de posición creando un nuevo espacio de trabajo. Rebanamos poco a poco las cabezas y con este mismo barro volvemos a modelar dos formas a las que colocamos dos pitos de caña. Accionadas con dos bolsas de aire, los gestos mudos resuenan ahora.

Este  proceso define una práctica dinámica de la plástica del habla como formas en continuo cambio y en tránsito, donde nunca se concretan palabras ni mensajes, ni siquiera objetos, pues éstos quedan reducidos al final a huellas de un camino andado.

 

“Neumas 0” . Reducir al mínimo el artificio y buscar una transparencia del truco, ha sido un reto constante en nuestra obra. La performance ,como formato final, nos ofrece la posibilidad de mostrar el proceso desde cero, compartir con el espectador cómo se produce el hallazgo y la intensidad del momento en el que el sonido aparece por primera vez.

La performance  comienza con una mesa en el escenario y dos sillas. Sobre la mesa dos pellas de barro, algunos utensilios para modelar y unos pitos de caña. En el suelo algunas tablas, unas bolsas de plástico y un ventilador. Durante la primera parte modelamos sobre la mesa las formas de barro que tenemos definidas de antemano. En la segunda parte, con las tablas y las bolsas de plástico armamos la máquina que insuflará el aire a las piezas de barro. El ventilador va llenando las bolsas de aire y entonces nos disponemos a accionarlas.

Neumas I . Desarrollada en la Residencia artística Guirigai. (2015)

 

 

 

Neumas 0. Desarrollada en las Jornadas Z de arte en Montalban, invitados por Espacio Islandia (2014)

 

Compartir: